Todo es cuestión de voluntad,Principios importantes para la vida y el ministerio

Luis Gómez

Éxodo 35:4-36:6

Aficionados creen que todo lo que nos pasa lo determina la mente. Norman Vincent fue el iniciador de la filosofía del pensamiento positivo. Él sostenía que nada pasa en la vida de alguien si no ha sido determinado antes por la mente. No estoy muy de acuerdo con esta forma de pensar porque viola el concepto de los sentimientos naturales del ser humano, como el dolor, el amor, el miedo, la angustia, etc. Sin embargo, si uno tiene una forma de pensar positiva, esto conectado con una actitud correcta, nos lleva a aceptar que, si todos trabajamos en equipo, todos podemos hacer algo, por lo tanto, todos somos importantes y participantes de lo que se hace.

Después de leer Éxodo 35-38, aprendí tres principios importantísimos no solo para la vida sino para el ministerio. Uno, la vida y el ministerio es mejor cuando se trabaja en equipo. Dos, la vida y el ministerio es mejor cuando entendemos que todos podemos hacer algo. Por último, en esta vida Dios no nos ha puesto frente a algo difícil e imposible para hacer, pues todo es cuestión de voluntad.

  1. La vida y el ministerio es mejor cuando se trabaja en equipo. (35:4-19)

              Nota:   Haremos una analogía basados a este pasaje entre el proyecto que Dios en comentó a Moisés, construir el tabernáculo, y el proyecto que Jesús ordeno a los discípulos, edificar el Cuerpo de Cristo, la Iglesia.

               a. Trabajar con personas exige pagar un costo. (35:4-9)

           Dios ordenó que todos colaboraran para la construcción del tabernáculo.  Moisés tenía que tener sabiduría, y buenas maneras para guiar este proyecto y al pueblo.  Esto crea fricción porque no todos están dispuestos a obedecer o sujetarse a las reglas.

Significa por un lado reconocer que todos somos diferentes y que tenemos diferentes habilidades, pero también debilidades. Cuando hay una obra que hacer, alguien tendrá que tomar la responsabilidad de liderar no solo el proyecto sino al equipo de trabajo. Los miembros del equipo además de aceptar la guía de alguien y ha de someterse a esa dirección con voluntad y cooperación.

            b. Trabajar en equipo trae beneficios (35:10-19)

Lea el v.10 Todos los que tengan capacidad artística, deben venir y hacer todo lo que el Señor ha ordenado”.   Para construir el tabernáculo el cual está lleno de detalles y objetos representativos establecidos por Dios mismo, se requiere estar de acuerdo, y aprovechar todas las habilidades, talentos y recursos disponibles.

Cuando se tiene una actitud positiva, humilde y consciente de que lo que se hace no es para sobresalir, ni para beneficiarse así mismo, sino que el trabajo se hace para agradar a quien ha ordenado hacerlo, esto da satisfacción, y contentamiento. En esta parte, es necesaria la estrategia de saber confrontar y saber confirmar, animar, motivar, convencer y supervisar. En un trabajo en equipo debe haber reconocimiento del buen trabajo, estímulos cuando se hace bien, pero también llamar la atención cuando se trabaja o se actúa mal. Esto último requiere de carácter, sabiduría, amor y firmeza.

Ilustración:   El ejemplo de las hormiguitas según Proverbios 6:6-8

  1. La vida y el ministerio es mejor cuando todos hacemos algo (35:30-35)

a. Lo maravilloso es que Dios nos ha hecho diferentes a cada uno. (35:30-34)

Enumere los diferentes oficios (talentos artísticos) que se necesitaba para hacer este proyecto.  Somos diferentes para que nos necesitemos y nos complementemos. Pensando en los dones espirituales, y en los talentos naturales; la Biblia dice que Dios ha dado por lo menos un don espiritual a cada uno. Pero, desde el momento que nacemos, Dios ha dotado a cada uno de una habilidad natural. Todos podemos hacer algo, y eso nos hace importantes y necesarios.     En este caso, lleno de sabiduría y talento artístico a Besalel no solo para diseñar, sino para enseñar a otros (v.30-34).

b. Todos tenemos una función dentro del cuerpo (36:1) Leer.

Piense por un momento en los miembros de su cuerpo, ¿hay un miembro que usted cree que no sirve para nada? Según usted, ¿cuál es? Dios es perfecto, y si a usted lo hizo como es, usted es perfecto, y cada miembro tiene algo que hacer en su cuerpo. Puede ser decorativo, creativo, complementario, o fundamental. En la vida, la sociedad, la escuela, la comunidad, la familia y la iglesia, usted tiene algo que hacer y puede hacer.

      Ilustración:   Cada miembro tiene una función en el cuerpo 1 Corintios 12, Ef. 4:14-16

  1. En fin, todo es cuestión de voluntad. (35:21-29,36:1-7)

Es sorprendente todo lo que se puede hacer cuando hay voluntad. Cuando se quiere, todo se puede y cuando se quiere hasta lo más difícil se vuelve fácil y gratificante.

a. Hombres y mujeres trajeron sus ofrendas con voluntad (35:21-29)

Moisés es el líder humano que da a conocer el proyecto de Dios quien no solo da el diseño sino también a los maestros que harán la obra del Tabernáculo de reunión con todos los utensilios. Dios no les envía el dinero literal del cielo o milagrosamente en una caja especial. Lo más importante para Dios es alcanzar su propósito eterno: formar un pueblo santo que lo adore y lo dé a conocer al mundo entero.

b. Cuando hay voluntad todo es posible (36:2-7).

El tabernáculo es una parte del proyecto divino, él puede hacerlo con sus manos en un segundo, pero el pueblo no aprendería. Por tanto, capacita a los maestros (35:31-36:1), pero quiere que el pueblo aprenda a trabajar en equipo, a entender que todos pueden hacer algo, pero que es necesario tener voluntad.

Es hermoso como se une un pueblo, una iglesia cuando hay un proyecto en común, el cual se convierte en la visión, todos trabajan como un solo hombre sin importar las circunstancias, pues cuando hay voluntad, todos podemos hacer algo y abundar desde la más profunda pobreza.  Tal es así que Moisés impidió traer mas ofrendas porque ya era suficiente… (v.5-7)

Ilustración:  La decisión final de Josué 24:15

Conclusión

Cuando se entiende estos tres principios en calquier lugar donde se este, todo lo que se haga será mejor y quienes lo hagan se sentirán mejor y quienes lo vean hablaran mejor. Dios dijo a Moisés que motivara al pueblo a ofrendar para la construcción de este tabernáculo. Fue tanta la voluntad y la disposición del pueblo que Dios le dijo a Moisés que impidiera traer más ofrenda, ya había suficiente (36:4-7).  Cuando se fusionan estos tres principios en el ministerio de la iglesia, en las tareas del hogar, en las responsabilidades del trabajo, en el proyecto de la escuela, en los anhelos de la comunidad, se gana más que lo que se da.

Vea la vida con una actitud positiva, recuerde que lo más importante no es lo que le da la vida sino lo que usted da en esta vida. Comience hoy mismo haciendo todas las cosas con voluntad y eso le traerá la mejor de las recompensas, satisfacción.

Anuncios

Adoptados por amor soberano

Luis Gómez

Gálatas 3:26-4:7

La adopción es una de las necesidades más grandes en el mundo.  La adopción es el resultado en parte por la falta de paternidad responsable, pero también por condiciones económicas-políticas y sociales de muchos lugares. Es necesario decir, que la adopción, aunque permite al adoptado tener una mejor vida, pero también puede experimentar algunos riesgos.

              En el caso de nosotros los gentiles, quienes por nacimiento no somos judíos; la Biblia dice que hemos sido adoptados soberanamente por nuestro Dios. Por creación pertenecemos a Dios, pero por causa de la desobediencia de Adán; todo ser humano quedó separado de Dios.   Sin embargo, Dios en la dimensión de su soberanía, por su gran amor, nos adoptó para su gloria.

  1. La adopción nos hace hijos de Dios (v.26)

            Todos los que hemos creído en Cristo, somos hijos de Dios por derecho de creación y de redención.   Derecho de creación porque él nos hizo. Desde que Adán y Eva desobedecieron, todos nacemos con naturaleza pecaminosa (Ro. 5:12).  Dicho pecado nos separa de Dios y nos condena a la muerte eterna (Ro. 3:23,6:23).  No hay nada en este mundo que nos libre de esta muerte eterna por el pecado.  Ningún esfuerzo humano tiene mérito salvífico, aun el obedecer la Ley mosaica no puede librarnos de la condenación.

  • Juan 3: 16a ,Ro. 5:8.
  • Juan 1:11-12ª.
  • Juan 3:16b, 1:12b, 1 Juan 3:1

     Adopción:    Una vez se llenan los requisitos, y les es entregado el niño o la niña escogido (a); legalmente se convierte en Hijo, lleva sus apellidos y se les ama como a hijos.

  1. La adopción nos permite vivir en Cristo (v.27-29)

         a. Es estar revestidos de Cristo (v.27). (Ef. 4:22-24)  “Revestíos del nuevo hombre” (Ef. 4:24).

b. Es permanecer ligados a Cristo (Juan 15:4-8).

“Permaneced en mi como yo permanezco en vosotros”. Es una vida cristocentrica, entregada a Cristo (Ga. 2:20).  Es una nueva vida (Ef. 4:1, 17, 5:2, 8, 15-16)

c. Es ser parte del nuevo pueblo (v.28)

“vosotros sois uno en Cristo” sea judío o gentil, y todo por haber creído en Cristo.  Efesios 2: 11-16.

d. Es ser parte del linaje de Abraham (v.29)

La nueva vida del adoptado:  Una vez el niño (a) recibe el apellido de sus nuevos padres; tiene privilegios y responsabilidades.

  1. La adopción nos hace herederos en Cristo (4:1-7)

a. Herederos de la promesa, pero sin Cristo (v.1-6): Ilustración de un niño.

Pablo ilustra la condición del pueblo de Israel antes que                 Dios enviara a Su Hijo Jesucristo, vivían bajo la esclavitud o tutela de la Ley.

b. Herederos por-en Cristo (v.4-7)

Conclusión

                  Efesios 1: 3 Alabado sea Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo, que nos ha bendecido en las regiones celestiales con toda bendición espiritual en Cristo. 4 Dios nos escogió en él antes de la creación del mundo, para que seamos santos y sin mancha delante de él. En amor 5 nos predestinó para ser adoptados como hijos suyos por medio de Jesucristo, según el buen propósito de su voluntad, 6 para alabanza de su gloriosa gracia, que nos concedió en su Amado. 

¿Siente alegría usted al saber que Dios le adoptó soberanamente para ser su hijo (a)? 

֍  Ser hijo (a) de Dios, es un enorme privilegio,pero es una gran responsabilidad.

֍   Es vivir para honrar a Dios, vivir en santidad, en constante agradecimiento

y de darlo a conocer al mundo entero.

¿Ya es un hijo de Dios usted?

Exhortaciones acerca de no cambiar el ADN de la vida Espiritual

Luis Gómez

Gal. 4:8-20

        ¿Le han hecho a usted una prueba para conocer su ADN? ¿Qué es el ADN?   El domingo pasado, aprendimos que nuestra nueva identidad por haber creído en Cristo es que “somos hijos de Dios”, tenemos una naturaleza espiritual pues en cada uno mora el Espíritu Santo.   2 Corintios 5:17 dice que, por estar en Cristo, “nuevas criaturas somos”; por consiguiente; las cosas viejas quedaron en el pasado, y por el ADN espiritual que tenemos, cosas nuevas hacemos con la guía del Espíritu Santo.

No olvidar que, aunque tenemos la naturaleza espiritual controlada por el Espíritu Santo, aún tenemos la naturaleza pecaminosa que nos ínsita a volver a la vida antigua, a perder el primer amor, y poner atención a las cosas de este mundo.   Es por ello por lo que el apóstol Pablo nos da tres exhortaciones acerca de no cambiar nuestro ADN de la vida espiritual. ¿Cuál es el ADN del cristiano, por lo cual se nos exhorta a no cambiarlo?

  1. No volver a la vida antigua (v.8-11)

          a. Para servir a falsos dioses (v.8-9ª)

Pablo está hablando a los cristianos de Galasia, y les recuerda que antes de aceptar a Cristo, eran esclavos del dios júpiter, y Mercurio (Hecho 14:11-13).  Sin embargo, hoy conocen a Dios y él los conoce a cada uno.  Con todo, a pesar de que ya conocían a Dios y sabían sobre su misericordia para salvarlos, los gálatas querían alejarse de Dios; esto produjo en Pablo tristeza, decepción y desilusión.

b. Para volver a los pobres y débiles rudimentos del mundo (v.9b-10)

Así que, los gálatas por influencia de los fariseos ya habían comenzado a practicar el calendario de las fiestas judías.   No es que sea malo guardar el sábado, y asistir a las siete fiestas nacionales judías, lo malo es darle a ese tipo de actividades un carácter salvífico.  El problema es el legalismo al exigir a los gentiles recién convertidos obedecer la ley.

¿Qué son los pobres y débiles rudimentos en este pasaje?  He. 6:1-8 habla de dejar los primeros rudimentos.   Según los v.1-3, los rudimentos primeros son los primeros y sencillos pasos de una doctrina, filosofía, literatura o sistema.  Según Gá. 4:3,9, y Col. 2:8,20 son principios rudimentarios de una religión que esclaviza a la persona.   Sin embargo, He. 5:12, y 6:1 se refiere a infantilismo espiritual que resulta de permanecer en los rudimentos que se oponen directamente a Cristo y no permiten crecer espiritualmente.

Hay 4 características de los rudimentos que no dejan crecer al cristiano:  1) Son de este mundo terrenales y carnales. 2) Son pobres, débiles e incapaces de ofrecer méritos salvíficos. 3) Se oponen a Cristo, no creen que Cristo es suficiente para salvar, 4) Son legalistas, evidencia de inmadurez.  Así que los rudimentos no deben ser parte de los cristianos que anhelan alcanzar la madurez espiritual.

        Nota: v.11 ¿Trabaje en vano con ustedes?  Esto es triste, aunque el trabajo se hace para Dios, da tristeza cuando se ha invertido tiempo, esfuerzo, sacrificio, etc. en una persona o familia pero que después regresan al mundo o cambian su forma de pensar.   Ej: Iglesias en las que hemos estado nos hemos sentido tristeza al ver su condición.

  1. Mantener el primer amor (v.12-16)

Pablo hace la segunda exhortación acompañada de ternura, “os ruego que os liberéis de la esclavitud de la ley como yo lo hice después de convertirme a Cristo”. Cuando se recibe a Cristo se comienza con toda la fuerza del primer amor, y si este es descuidado, se puede volver a estar bajo el yugo de la esclavitud de la ley.   Es lo que pasa con los hermanos de Gálatas; están olvidando el primer amor al volver a la ley después de su conversión.

a. Amor que acepta a las personas tal como son (v.12-14)

Cuando Pablo llevo el evangelio a la ciudad de Galacia, tenía una enfermedad en los ojos, que lo hacía ver no atractivo.   Pablo reconoce que cuando las personas se convirtieron a Cristo experimentaron un cambio, aceptaron a Pablo con amor, como un ángel enviado por Dios, como a Cristo mismo, pasando por alto la enfermedad física. “No me despreciaste ni me desechasteis”.

b. Amor que resulta en satisfacción o contentamiento (v.15)

Era tan grande el amor que tuvieron hacia Pablo que estaban dispuestos a hacer todo, hasta “sacarse un ojo para dárselo a Pablo” Esto dio tanta satisfacción a Pablo y a los gálatas.   El amor produce contentamiento en nuestras vidas.

          Nota: v.16, ¿Por qué han cambiado, me he hecho enemigo de ustedes?  No era agradable ver a Pablo.  Es muy triste perder la comunicación y relación con personas en las que se invirtió tiempo, esfuerzo y sacrificio, por haber cambiado su forma de pensar.

  1. Enfocarse en las cosas que ayudan a bien (v.17-20) 

a. No dejarse engañar más por “el falso interés” de algunos (v.17).

17 Esos que muestran mucho interés por ganárselos a ustedes no abrigan buenas intenciones. Lo que quieren es alejarlos de nosotros para que ustedes se entreguen a ellos. 

Los judaizantes usaban una manera sutil para engañar.  Solo esperaron que Pablo se fuera y comenzaron a usar palabras lisonjeras (palabras agradables que deleitan y halagan y seductoras), pero con interés no bueno, no honesto.

        18 Está bien mostrar interés, con tal de que ese interés sea bien intencionado y constante, y que no se manifieste solo cuando yo estoy con ustedes. 

Pablo dice que es bueno halagar, hablar con palabras que agradan, pero deben ser honestas y tener un buen propósito, seguir lo que es bueno y agradable a Dios.   Es bueno sentir celo, “cortejar” por una causa honorable, que agrade a Dios. Los judaizantes secuestraban a hermanos de otras iglesias con engaño para traerlos al grupo judaizante.

b. Buscar ser formados en Cristo como prioridad (v.19)

El deseo de Pablo es que los hermano de Galasia, crezcan espiritualmente hasta alcanzar la madurez en Cristo diferente al interés de los judaizantes. Es entonces donde Cristo estará formado en cada uno cuando se esté maduro espiritualmente.   Pablo dice, estoy dispuesto a seguir sufriendo dolores como de parto hasta que Cristo venga.

              Nota: v.20 Desearía estar con ustedes y no exhortarles tan fuerte, sino hacerlo con gozo, satisfacción y confianza como cuando estaban haciendo solo lo bueno.

CONCLUSION

No olvide que nuestro ADN como hijos de Dios es espiritual, nuestra naturaleza ya es espiritual, por lo tanto, lo que hacemos debe estar controlado por el Espíritu Santo, ha de estar acorde con la Biblia, y ser agradable a Dios.  Es el ADN de la vida espiritual de todo hijo de Dios y como tal, nuestra conducta y comportamiento debe estar de acuerdo con la posición de un hijo de Dios.

¿Ya tiene el ADN de Dios en su vida?   Si ya recibió a Cristo como su Salvador, ya lo tiene, el Espíritu Santo vive en usted.   Viva entonces conforme a su nueva identidad. ¡Viva como un hijo de Dios!

 

¿Podemos basar nuestra vida en una persona?

Luis Gomez

Ga. 3:14-29

Recuerdo una ocasión donde dejé dormir a un hombre en el mismo cuarto de mis dos pequeños hijos y al lado el cuarto de mi hija.   Lo hice sin pensar en el peligro, ya que poco había conocido a este hombre, lo hice basado en la decisión de fe que había hecho días antes.  Él era un sacerdote colombiano que recibió a Cristo en mi oficina, y no tenía donde quedarse porque lo rechazaron sus conocidos por haberse convertido a Cristo.

¿Tendría el valor, confianza, y seguridad de dejar o confiar a su hijo de 5 años en una persona que poco conoce?   ¿Podría confiar la seguridad de su vida eterna en una persona? David escribió, “No confiéis en príncipes, ni en hijo de hombre en quien no hay salvación”.  Salmo 146:3.

  1. Si, en la Persona de Cristo (vv.14-20)

a.En Él se cumple a la promesa de Abraham (v15-18)

b. Él cesa la vigencia de la Ley Mosaica (v.19-20)

Es necesario hacer referencia a las dispensaciones previas a la Gracia.  La Ley “fue añadida a causa de las transgresiones” El pecado entre los hijos de Israel había incrementado tanto, que era necesario establecer leyes que no solo convenciera de pecado, sino que controlara su forma de vivir.

Ilustración:  Los semáforos fueron implementados para regular el tránsito vehicular y también para señalar o declarar la culpabilidad de quienes desobedezcan las señales de transmiten estos.  La Ley no perdona ni libera de la culpa solo señala la falta y pone en estado de culpabilidad o castigo.

Sin embargo, cuando Jesucristo se manifestó trayendo su Gracia (Jn. 1:17), cesó la función de la ley dada por Moisés (mediador), al escribirla señalaba la culpabilidad por causa del pecado.  Esta Ley no salva, no perdona, ni libera. Pero al venir Cristo, Él establece su Gracia Salvadora, quien cree en Jesús como su Salvador queda libre de la culpa por el pecado y ya no vive bajo la esclavitud o señalamiento de la ley, sino bajo la guía, ayuda y control de Cristo y Su Palabra.

Resumen: La Ley fue añadida, y promulgada como una parte que no invalidaría, cambiaria, o modificaría la promesa que Dios hizo a Abraham.  Más bien, la Ley es dada para fortalecer la ética santa del pueblo escogido como la descendencia por medio de la cual vendría Jesús que es la sustancia, la base para el cumplimiento de plan de Dios.

  1. Si, porque solo Jesucristo da vida eterna (21-29)                                                       a.  La Ley no da vida, Jesucristo la da por la fe (v.21-23)

           Ilustración: Ernesto Trenchard usa la figura de una cárcel donde los presos por estar encerrados gimen sin poder encontrar salida de libertad.

Dios encerró todo el mundo bajo una condición después de la caída de Adán, atrapados por pecado y separados de Dios (Ro. 3:23). La salida existe, es la promesa centrada en Cristo otorgada a Abraham antes que fue dada la Ley.  Quien busca la salida debe dejar todo esfuerzo humano y reconocer que solo en Jesús hay salvación sin obras de la carne.

Nota: Ningún esfuerzo humano, por bueno, moral, obediente y educado que sea, si no reconoce que es pecador, y que necesita creer en Jesús como salvador.

b. La Ley nos muestra el camino, pero Jesús nos da la vida eterna (v.23-29)

           Encerrados para aquella fe que iba a ser revelada…v.23, Pablo ya usó la primera figura, al decir que la Ley se compara con una Cárcel donde toda persona que no tiene a Cristo en su corazón esta atrapado por el pecado y no se puede salir de esta por esfuerzo humano, o por obras.

– La segunda figura de lenguaje está en el v. 24, donde la ley es comparada con un “Ayo”. Es la persona (esclavo) encargada de cuidar los niños desde los 6 años hasta la adolescencia temprana (pubertad) y llevarlos a la escuela y enseñarles algunos valores morales.  La función principal como una nodriza estricta, era dar entrenamiento moral, proteger de la maldad y fortalecer la ética del pueblo hasta que se cumpliese la promesa del Redentor.

-V. 26-28 A partir de la venida de Jesucristo, el hombre es justificado al creer en Jesús como su Salvador y es guiado por el Espíritu para aprender por su propia cuenta (1 Jn. 2:20,27).  Ya no necesita de la Ley Mosaica como el ayo que nos lleve a Cristo, tenemos   la Palabra y la guía del Espíritu.

         Resumen: Cuando Jesús vino y murió, liberó al hombre de la custodia protectora de la Ley y de la dura disciplina del ayo.  En el momento que una persona cree en Jesús como su Salvador es liberado no solo de la esclavitud del pecado que le condena eternamente, sino que lo libera del control, regencia y custodia de la ley que fue incapaz de salvar al hombre.

Conclusión

          ¿Podemos basar nuestra vida en la Persona de Jesucristo?   Claro que sí, porque él es el cumplimiento de la promesa hecha a Abraham, y porque solo en Jesús podemos tener vida eterna.

Hechos 4:12…. Y en ningún otro hay salvación; porque no hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres, en que podamos ser salvos.

       Solo en Jesús puede estar segura nuestra vida, y solo a él podemos confiársela.

Compromiso con Dios por gratitud

Luis Gomez

2 Reyes 18

Generalmente, en las iglesias se celebra un culto de fin de año con el propósito entre otras cosas, instalar a los líderes que servirán a Dios en el nuevo año. Mientras todos están al frente, el pastor les pregunta si están dispuestos a aceptar el ministerio con compromiso y seriedad. Como una señal de aceptación del reto y del compromiso de ser fiel a Dios en el ministerio encomendado, el pastor les pide que levanten su mano de derecha con la cual prometen delante de Dios y delante de la congregación fidelidad a este ministerio.

             Muchos de los que levantan sus manos en señal de compromiso, al llega Abril, han olvidado su cargo o lo hacen a medias. Claro, no todos, hay unos que sirven con lealtad y hacen lo encomendado. ¿Sera que las personas que levantaron la mano no entendieron lo serio del compromiso y por eso no cumple o por no darle importancia o es desobediencia? Cuando no hacemos aquello para lo cual Dios nos llamó y no le damos importancia simplemente somos desobedientes.

  1. El compromiso está en ser fiel a Dios en todo (Éx. 20:1-5). (2 Re. 18:1-5):

a. El compromiso del pueblo de Israel era ser fiel

Muchos de los 20 reyes del Sur de Israel, la Biblia dice que hicieron lo recto delante de Jehová.  Lea conmigo 2 Reyes 12:3,14:4, 15:4, 35, 16:3,4, todos estos reyes dicen la Biblia que hicieron lo recto delante de Dios, pero no quitaron los lugares altos donde los judíos adoraban a otros dioses, practicaban idolatría, robaban la adoración que solo Dios se merece, cuando ellos habían prometido muchas veces vivir solo para adorar a Dios.  ¿Se puede hacer lo recto y no ser fiel a Dios?

Ezequías entendió las implicaciones del compromiso con Dios. Dice el 2 Reyes 18:3 que hizo lo recto delante de los ojos de Dios como su padre David. A diferencias de los otros reyes, Ezequías quito los lugares altos y quebró las imágenes, cortó los símbolos a la diosa Asera, e hizo pedazos la serpiente de bronce que había hecho Moisés pues los le quemaban incienso (v.4). Este rey puso su esperanza, su confianza, su dependencia solo en Jehová Dios de Israel. Fue tan grande y profunda la reforma espiritual que impulsó este rey, y que él demostró ser fiel a Dios, que dice el (v.5), “que ni antes ni después hubo rey en Judá como Ezequías”.

             Resumen:  Siguió a Dios, no se apartó de él y guardo los mandamientos que Jehová prescribió” (v.6). Observe el resultado de ser fiel a Dios en la tarea que se nos ha encomendado, “Dios estaba con él, a donde quiera que salía, prosperaba” (v.7).

 

b. El compromiso de la Iglesia es ser fiel a Dios (1 Co. 4:1-2)

En toda la Biblia no encontramos un llamado a tener éxito, pero si a ser fieles a Dios.  Fieles como siervos en todo lo que se nos ha encomendado hacer y administradores de lo que Dios nos ha dado.

El compromiso mayor de todo hijo de Dios no es tener éxito sino el ser fiel al mantener una relación fresca, transparente y sincera con Dios.  Cuando se tiene esta clase de relación, se vive bajo un orden correcto de prioridades donde lo que se hace agrada a Dios, nos ayuda a crecer espiritualmente, beneficia a la familia, y la iglesia se edifica.

Aplicación: ¿Se da cuenta cuán importante es ser fiel al compromiso que hemos adquirido con Dios? Estoy sorprendido al ver la indiferencia, la poca entrega, la poca seriedad que muchos cristianos dan a la vida cristiana.

Ilustración:  Nivel de compromiso: (Cuadro de Alber)

  1. El compromiso de la vida cristiana está en la (2 Reyes 18:5-8).

He dicho en otras ocasiones que obediencia a medias es desobediencia, obediencia a la fuerza es desobediencia, obediencia retrasada es desobediencia, obediencia con pecado es desobediencia. Hacer algo incompleto para Dios, darle no lo mejor a Dios, hacer las cosas como salgan para Dios, darle lo que me queda, no agrada a Dios.

a. Ezequías obedeció al poner su esperanza (confianza) en Dios (v.5-6)

Poner la esperanza en Dios es fe que se demuestra en obediencia.  Biblia dice que estos reyes hicieron lo recto ante los ojos de Dios, pero no quitado los dioses paganos y los lugares altos es desobediencia, antes Dios les había dicho, “No tendrás dioses ajenos, ni imagen, escultura, ni los adoraras”. 

Pregunto, ¿habrá algún lugar alto en su vida o algo que roba la atención que solo Dios se merece?

Poner la esperanza en Dios es:  a) Seguirle sin apartarse    b) Guardar (obedecer) todos sus mandamientos.   El mayor éxito que Dios espera de cada cristiano es nuestra fidelidad.

b. Ezequías fue bendecido por obedecer (v.7-8)

  • Dios estaba con él (v.7a), lo prosperaba (v.7b), y le dio la victoria sobre el enemigo (v.8)

       Nota:  Todo lo que nos desvía de ofrecer la adoración a Dios, es idolatría y debemos quitarlo. Cuando usted niega su fe, niega su identidad con Dios; cuando sustituye a Dios, ofende a Dios; cuando usted no da gloria a Dios, eso también es idolatría. ¿Qué puede sustituir a Dios?

Conclusión

Por favor, dedique un buen tiempo para hacer un diagnóstico de su realidad espiritual. 1) Limpie su casa, elimine todo lo que no le ayuda a cumplir el compromiso delante de Dios. 2) Deshágase de lo que lo desvía o aleja de Dios. 3) Depure todo aquello que aún tiene valor hasta que esté en buen estado. Finalmente, 4) establezca un nuevo orden de prioridades para un nuevo estilo de vida.

Comience hoy mismo y Dios estará con usted y lo prosperará.

La vida de compromiso consiste en hacer lo que Dios nos ha ordenado

hacer, pero es necesario hacerlo con fidelidad.

Adoptados por amor soberano

Pastor Luis Gomez

Gálatas 3:26-4:7

La adopción es una de las necesidades más grandes en el mundo.  La adopción es el resultado en parte por la falta de paternidad responsable, pero también por condiciones económicas-políticas y sociales de muchos lugares. Es necesario decir, que la adopción, aunque permite al adoptado tener una mejor vida, pero también puede experimentar algunos riesgos.

Quien adopta ¿lo hace por amor, necesidad o interés?   ¿La adopción es por mérito, necesidad, interés o decisión del adoptado?  En el caso de nosotros los gentiles, quienes por nacimiento no somos judíos; la Biblia dice que hemos sido adoptados soberanamente por nuestro Dios. Por creación pertenecemos a Dios, pero por causa de la desobediencia de Adán; todo ser humano quedó separado de Dios.   Sin embargo, Dios en la dimensión de su soberanía, por su gran amor, nos adoptó para su gloria.

Pablo se dirige a los creyentes de Galacia, les dice que, en el momento de haber creído en Jesús como su Salvador, han experimentado un triple cambio.

  1. La adopción nos hace hijos de Dios (v.26)

           Según el v. 24, bajo la dispensación de la Ley, los judíos estaban bajo el tutelaje, disciplina, y guía de la Ley de Moisés y eran como niños bajo el cuidado de una nana (ayo). Sin embargo, ahora, por haber creído en Cristo, en la dispensación de la gracia, es Cristo quien les libera de esa tutela, le da nueva vida y guía a cada uno.

Todos los que hemos creído en Cristo, somos hijos de Dios por derecho de creación y de redención.   Derecho de creación porque él nos hizo. Desde que Adán y Eva desobedecieron, todos nacemos con naturaleza pecaminosa (Ro. 5:12).  Dicho pecado nos separa de Dios y nos condena a la muerte eterna (Ro. 3:23,6:23).  No hay nada en este mundo que nos libre de esta muerte eterna por el pecado.  Ningún esfuerzo humano tiene mérito salvífico, aun el obedecer la Ley mosaica no puede librarnos de la condenación.    Sin embargo, por creer en Jesús como Salvador y Señor, Dios por su gran amor nos adopta como sus hijos y ahora pertenecemos a Él por derecho de redención.

  • Juan 3: 16a El amor del Dios Soberano es tan grande, que, viendo la condición de muerte eterna de los humanos (Ef. 2:1), decidió por amor enviar a Su Hijo para morir en lugar de nosotros (Ro. 5:8).

 

  • Juan 1:11-12ª La única manera que tiene el hombre pecador, para librarse de la muerte eterna, es reconocer que es pecador, y creer que solo Jesús puede no solo librarlo de morir eternamente, sino de darle una nueva vida en Cristo.

 

  • Juan 3:16b, 1:12b, 1 Juan 3:1 Todos los que creen en Jesús como su Salvador personal, Dios da el derecho, la potestad, la seguridad de ser no solo llamados hijos de Dios, sino que se convierte en hijos adoptados por el amor de Dios (Ef. 1:3-4).

          Adopción:    Una vez se llenan los requisitos, y les es entregado el niño o la niña escogido (a); legalmente se convierte en Hijo, lleva sus apellidos y se les ama como a hijos biológicos.    Ejemplo, mi hermana adoptó a Yeimi Chávez….  Troy Carter con Steve…   Coro: Mirad cual amor nos ha dado el Padre que seamos llamados hijos de Dios…privilegio.

  1. La adopción nos permite vivir en Cristo (v.27-29)

a. Es estar revestidos de Cristo (v.27). (Ef. 4:22-24)

“Bautizados en Cristo” es la figura que se usa para decir que ya aceptamos a Cristo desmotado en bautismo de agua.  Esa era la manera visible de dar testimonio de que se creía en Jesús, al ser sumergidos en agua.  “Revestíos del nuevo hombre” (Ef. 4:24).

b. Es permanecer ligados a Cristo (Juan 15:4-8).

“Permaneced en mi como yo permanezco en vosotros”. Es una vida cristocentrica, entregada a Cristo (Ga. 2:20).  Es una nueva vida (Ef. 4:1, 17, 5:2, 8, 15-16)

c. Es ser parte del nuevo pueblo (v.28)

“vosotros sois uno en Cristo” sea judío o gentil, y todo por haber creído en Cristo.  Efesios 2: 11-16 explica este gran misterio, de como Dios forma su nuevo pueblo de dos que no eran pueblos; gentiles y judíos, para unirnos en Cristo y vivir solo para Cristo y en Cristo.

d. Es ser parte del linaje de Abraham (v.29)

No somos judíos por descendencia física de Abraham, pero somos descendientes del linaje espiritual de Abraham que es mucho mejor.  Ser judíos por ser descendiente de Abraham no da garantía de salvación espiritual, aunque tenga bendición material, pero si hay garantía de vida eterna por ser descendiente del linaje espiritual de Abraham.

La nueva vida del adoptado:  Una vez el niño (a) recibe el apellido de sus nuevos padres; tiene privilegios y responsabilidades.   Podrá gozar de los privilegios y los mismos derechos como los hijos biológicos de sus padres adoptivos; pero adquirirá el compromiso de comportarse como sus nuevos hermanos, y seguir las reglas de su nuevo hogar.

  1. La adopción nos hace herederos en Cristo (4:1-7)

a. Herederos de la promesa, pero sin Cristo (v.1-6): Ilustración de un niño.

Pablo ilustra la condición del pueblo de Israel antes que Dios enviara a Su Hijo Jesucristo, vivían bajo la esclavitud o tutela de la Ley.  Esto lo ilustra con un niño que antes de llegar a la edad madura donde el padre hacía una fiesta para oficialmente presentar a su hijo como maduro.  Por consiguiente, ya no estará bajo el tutelaje de una nana, nodriza, quien tomaba las decisiones por él o ella.     Y aunque era heredero, debía ser tratado como un esclavo, sin derecho de tomar decisiones, y al mismo tiempo era señor sobre los esclavos.

b. Herederos por-en Cristo (v.4-7)

El versículo 4 comienza con un “pero” cuando vino el cumplimiento del tiempo, kronos (hora precisa, específica o indicado), Dios envió a Su Hijo.   Es la Encarnación de Jesús quien nació de la virgen María, sujeto a la Ley con un propósito definido: redimir a los esclavos de la ley y hacerlos sus hijos por medio de la adopción.

El v. 4, declara que Dios mismo tomó la naturaleza humana, se hizo hombre (Job 14:1), para dar libertad (redimir-exagorazo), (sacarnos de la cárcel de la esclavitud del pecado y de la ley) lo hizo en sujeción a la ley, aun bajo las exigencias de la dispensación de la ley.   Segundo propósito de hacer que Dios nos adoptara como sus hijos con la representación o garantía del Espíritu Santo viviendo dentro de nosotros (v.6).

Resumen:  Pablo resume el argumento sobre la justificación por la fe que viene desde el 3:19 al decir que ya no somos creaturas esclavas del pecado y de la ley; sino hijos y herederos de Dios por medio de Cristo.    Éramos herederos de la promesa hecha a Abraham (Ge. 12:3) (v.4-6); pero ahora somos herederos de Dios por medio de Cristo (v.7).

Conclusión

                 Efesios 1: 3 Alabado sea Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo, que nos ha bendecido en las regiones celestiales con toda bendición espiritual en Cristo. 4 Dios nos escogió en él antes de la creación del mundo, para que seamos santos y sin mancha delante de él. En amor 5 nos predestinó para ser adoptados como hijos suyos por medio de Jesucristo, según el buen propósito de su voluntad, 6 para alabanza de su gloriosa gracia, que nos concedió en su Amado.

¿Siente alegría usted al saber que Dios le adoptó

soberanamente para ser su hijo (a)? 

֍  Ser hijo (a) de Dios, es un enorme privilegio, pero es una gran responsabilidad.

֍   Es vivir para honrar a Dios, vivir en santidad, en constante agradecimiento y de darlo a conocer al mundo entero.

¿Ya es un hijo de Dios usted?