¿Cómo gozarnos profundamente mientras estamos en pruebas?

Luis Gómez

Santiago 1:2-4

 

Hermanos míos, tened por sumo gozo cuando os halléis en diversas pruebas, 3 sabiendo que la prueba de vuestra fe produce paciencia.

Más tenga la paciencia su obra completa, para que seáis perfectos y cabales, sin que os falte cosa alguna.

Hay una realidad universal que es indiscutible para todos los humanos, que todos experimentamos pruebas de toda índole.  La actitud hacia las pruebas es determinante, pero más importante es la relación que se tenga con Dios.  Cabe aclarar que las pruebas según en el contexto del texto, estas vienen de Dios, por lo cual tienen un propósito positivo y pedagógico.

¿Quién no ha experimentado más de una prueba en el último mes o año?  Creo que ninguno de nosotros se escapa.   Es necesario hacer diferencia entre una prueba y una tentación.   Las pruebas como ya lo mencioné, vienen de Dios y que tienen un propósito pedagógico y positivo. Sin embargo, las tentaciones pueden venir de tres fuentes, el mundo, el diablo y de nuestra naturaleza pecaminosa que tienen como fin hacernos pecar u ofender a Dios.

Así que, en estos versículos, nos referimos a las pruebas y Santiago nos exhorta a mantener gozo cuando estas vengan a nuestra vida.  Ese bendito gozo es el que se menciona en Gálatas 2:22 como parte del fruto del Espíritu Santo.   El gozo por ser una actitud, una convicción, y una verdad divina; nos permite mantener calma, seguridad, confianza y contentamiento aun cuando experimentamos pruebas de las más difíciles.   Es el Espíritu quien produce gozo en nosotros, y lo experimentamos con mayor fuerza en la medida que confiamos y dependemos de Dios.

La prueba busca probar nuestra fe y hacerla crecer.  Dios desea que nuestra confianza en él cada día crezca, y así aprender a esperar en él en todo momento.  El resultado que se da cuando soportamos una prueba, cuando en medio de la prueba mantenemos contentamiento y dependemos de él; es la paciencia. Una de las virtudes que más necesita el ser humano cuando pasa una prueba es la paciencia, sabe aguantar y esperar en silencio, pero con mucha confianza sabiendo que Dios está en control de todo, y que busca lo mejor para quien es probado.

Así que, no se puede tener gozo si no se tiene fe profunda en Dios.   Lo que se experimenta cuando se está en prueba es la paciencia.  La paciencia da capacidad de soportar, aguantar sin enojarse, desesperarse y sin reaccionar negativamente. Es tener dominio propio, y estar en control en medio de la prueba.

Si usted está pasando una prueba, no olvide que Dios está en control de todo, él está a su lado, usted no está solo y que él solo busca que usted crezca en su relación con Dios.  Solo aprenda a saber esperar en Dios con mucha fe, paciencia y contentamiento.   La actitud es fundamental cuando se está en dificultad,   no hay mejor actitud que tener gozo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s