La oración de un Padre

Día 82
Salmo 72
Lectura de los Salmos 2016
Dr. Luis Gómez Chávez.

En la Biblia encontramos varios ejemplos de padres haciendo oración por sus hijos.   Esta es parte de la responsabilidad sacerdotal de todo hijo de Dios que es padre.   Un ejemplo muy conocido es la de Job cuando ora por sus hijos para que ellos tengan la protección de Dios y se aparten de los pecados.  En este salmo encontramos al rey David orando delante de Dios por su hijo Salomón quien sería el próximo rey de Israel.    La oración de un padre o de una madre siempre es bien recibida por Dios cuando esta se hace de buena manera.  La madre de Juan Marcos y Jacob hizo una petición a Jesús, que cuando estuviera en su reino pudiera sentar a sus dos hijos uno en cada lado de Jesús.   Esta petición no le fue aceptada ni aprobada.

Es bueno poner este salmo en su contexto histórico para descubrir las razones de la oración que hace David a favor de Salomón su hijo.    David ya esta anciano, se está acercando al momento de traspasar el mando a uno de sus hijos.  Increíble es conocer la manera como Dios trabaja, porque a quien Dios escoge para dar continuidad a la línea de donde vendrá el Mesías, es Salomón, el hijo de Betsabe, la ex esposa de Urias, con quien David cometió adulterio y se les muere el hijo que tuvieron de esa relación ilícita.   Estamos hablando del siglo IX antes de Cristo, cuando Salomón es elegido rey, y David conociendo la clase de nación que era Israel, ruega a Dios que de mucha sabiduría, misericordia, guía, bueno que le de toda la ayuda necesaria a su hijo para que pueda reinar.

Vuelva a leer el Salmo y procure percibir la tremenda preocupación de David por su Hijo Salomón quien tendrá la delicada tarea no solo de gobernar a una nación tan difícil sino de dar continuidad al plan de Dios.  En la primera parte del Salmo hay una referencia a Salomón como rey y describe todo el alcance que tendrá su influencia, fama y poder, tal como lo registra el libro de los reyes pues de muchas partes del mundo venia para conocerlo por su fama.  Sin embargo, en la segunda parte, se habla de que Salomón representa al rey eterno que vendrá a sentarse en el trono de David para siempre, refiriéndose al Mesías esperado.  Porque Jesús como rey si podrá salvar al mundo, en cambio Salomón no.

Después de hacer la oración, en los vv. 18-20, se dedica a alabar a Dios, a exaltarlo por lo que el es.   Este cambio de actitud y cambio de discurso sugiere que David está seguro de la respuesta de Dios a la oración recién presentada.    De igual manera, todos los padres somos llamados y somos responsables de orar todos los días por nuestros hijos.  Oremos como Job, oremos como David, oremos como sacerdotes del hogar, oremos a Dios para que los guarde de todo mal, que los lleve por caminos seguros, que los proteja de caer en tentaciones, vicios, transes malos, y hábitos o amistades enfermizas.   Oremos por su vida espiritual, oremos para nunca se aparten de la verdad, oremos porque los amamos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s