Habla acerca de Dios

Día 53
Salmo 44
Lectura de los Salmos 2016
Dr. Luis Gómez Chávez

Hay un principio que aprendí hace mas de 15 años en un devocional que di a los maestros del colegio Jordán de Iglesia Maranatha en El Salvador basado en Deuteronomio 6.  Es un principio muy válido, y comprobable si tan solo se aplica diligentemente.   Es el principio de la repetición el cual produce un aprendizaje más duradero.   En ese pasaje en los v. 6 al 9 dice Moisés que se debe repetir esas palabras a los hijos, y a los hijos de tus hijos y menciona 9 maneras diferentes de decir los mismo, o sea repetir lo que era Dios, lo que había hecho Dios, todo acerca de quién es Dios. En la medida que nosotros hablamos acerca de Dios y lo repetimos a nuestros hijos cuantas veces sea necesario, el aprendizaje dura más en la mente y en el corazón de ellos.

Mi mamá repitió varios textos de la Biblia  en el oído de cada uno de sus hijos cuando estábamos pequeños, y en el caso mío, yo tengo aun en mi memoria    dichos textos y no se me han olvidado a pesar de mi edad.   Esto confirma el principio que no solo está respaldado por la Biblia, sino también por la experiencia personal.   Cuando repetimos algo, lo cual se convierte en algo importante para nuestra vida, esta información la enviamos a la memoria permanente donde tenemos archivada toda la información a la cual podemos accesar cuando nos es necesaria.   Este principio es similar con la técnica de aprendizaje  de la memorización que practicamos con los niños, que en la medida que repetimos algo con ellos, lo aprenden, y lo guardan  por mucho tiempo en sus mentes.

Es de la  misma manera como David había aprendido acerca de Dios (44:1-2). Sus padres le hablaron acerca de Dios, de quien era Dios, de todo lo que él había hecho.  Es la misma técnica que Dios dijo a Moisés y a los profetas que utilizaran,  repetir a sus hijos, a su familia y a todo el pueblo todo lo que Dios había hablado y había hecho.     David recuerda ese principio de repetición cuando dice: “Oh Dios, con nuestros oídos hemos oído, nuestros padres nos han contado. La obra que hiciste en sus días, en los tiempos antiguos”.  ¿Cuáles padres le contaron a David todo lo que Dios había hecho por ellos?  Si recordamos, fue Isai, Booz, Juda, Jacob, Isaac, Abraham.     Quien se encargo de escribir todo lo que Dios hizo y lo repitió tres veces al pueblo de Israel fue Moisés y Josué.

Mis amados, cuan importante es que nosotros los padres hablemos a nuestros hijos acerca de Dios. Contémosle quien es Él, todo lo que él ha hecho y lo que puede hacer.   Dígales lo que significa Dios para usted, y lo que puede significar para todos los hijos.   No olvide que todo lo que usted les hable acerca de Dios, de su amor, su poder, su perdón, y su fidelidad; en los hijos quedara grabado. No pierda tiempo en otras cosas, aproveche de estar con sus hijos y hablarles acerca del amor de Dios.    Vuelva a leer Deuteronomio 6:6-9 y se dará cuenta que no solo es una orden de Dios sino que es una responsabilidad de nosotros los padres al compararlo con Prov. 22:6.  Hágalo y estará cumpliendo el deseo de Dios.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s