El hambre cambia a las persona

Día 301

Apo. 6:5-6

Dr. Luis Gómez Chávez

Lectura del Nuevo Testamento

                 Es bueno hacer un repasito.  ¿Qué traen los jinetes en sus manos?  El primero trae_________ el segundo ________ y el tercero____________. ¿Para qué es una balanza?  La voz de otro como un vencedor en el mercado, a la manera de trueque o intercambio de artículos por dinero y la no equivalencia entre la cantidad con el valor. Esto señala que a los juicios de la tribulación   se suma el hambre por la cual muchos mueren.  Según Jeremías 14:1-3; 5:10), el hambre es el color del hambre.

Escuche lo que decía el jinete que habla “Dos libras de trigo por un denario”.  Tome en cuenta que  el jornal de un obrero por un día de trabajo era un denario.  En tiempos de la tribulación, la gente trabajará solo para su alimentación y aún la misma será racionada y extremadamente poca.  Generalmente, en tiempos de guerra, los alimentos escasean y la gente aprovecha a vender a buen precio los productos de primera necesidad.  Todo se va terminado y lo poco que queda lo venden muy caro.  En este tiempo de juicio, el trigo y la cebada, los productos de la canasta básica y de primera necesidad de ese tiempo se escaseará a tal punto que la gente trabajará solo para esto, pues ganará un denario al día para tener dos libras de trigo o seis de cebada para alimentar a los suyos.

¿Por qué solo el vino y el aceite no se escasearán?  En tiempos de Juan, un poco antes que escribiera este libro, en el año 92 d. C, hubo escases de de los cereales y abundancia en el vino, durante Domiciano como emperador romano quien ordenó aumentar el cultivo de cereales.  Es probable que Juan tenga esto en mente para dar relevancia a lo que dijo el tercer jinete.  Hay otra opinión al respecto, Summer, p. 188 dice “Eran artículos de lujo y no de primera necesidad en la alimentación, pensando en el vino y el aceite”.

En fin, la escasez que habrá en tiempos futuros será universal, eso hace la diferencia con el tiempo de hoy donde ya hay escasez en  muchos países.  Por otro lado, si no hay escasez, hay hambre, o solo se trabaja para sobrevivir.   Hay los grupos de opulencia, burguesía y gente adinerada que se está aprovechando de la inocencia, impotencia o incapacidad de las personas de defenderse, reclamar, o hacerle frente al abuso de muchos.   También, hay mucha gente que nace en pobreza y no se esfuerzan por salir de esos estratos sociales pero también es por la dejadez de los padres. Hay pobres que los han hecho pobres por el abuso de otros. Y finalmente hay pobres que por decisión propia han escogido vivir de esa manera.    Esto ha traído hambre en muchos países.

Hemos visto tres sellos que son abiertos y en la tierra ya comienza a experimentar sufrimiento.  Hay guerra, muerte y hambre.  La gente con hambre muere pronto. La gente con hambre es capaz de matar con tal de conseguir comida.  Esta es una guerra física, psicológica y económica.   Todo esto ya lo podemos ver, pero no puede ser comparado con las dimensiones de la tribulación.   Pues ahora, hay guerra en Francia, Siria, Medio Oriente, hay violencia en Centro América, hay abuso en Cuba, Venezuela, Korea,  pero hay extorciones en El Salvador, México, Honduras, hay hambre como resultado de tanta muerte, etc.  Esto no se compara con lo universal de la hambruna que se dará cuando sea abierto el tercer sello.

¿No cree que Dios merezca ser glorificado por librarnos de este sufrimiento?  Alabe a Dios porque tiene comida y aun tiene vida.

¿Qué puedes hacer para que una persona hoy no tenga hambre?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s