Conocer la Biblia y obedecerla nos hace mejores cristianos

Dr. Luis Gomez Chavez

 

Salmo 19:7-10

A un colportor bíblico lo asaltaron a mano armada en un bosque en el corazón de Sicilia. Se le ordenó encender fuego y quemar los libros que llevaba. Cuando tuvo encendido el fuego pidió permiso para leer una porción de cada libro antes de quemarlo. De uno leyó Salmo 23.

–Este es un buen libro; no lo quememos. Dámelo a mí – dijo el ladrón.

De otro leyó el capítulo 13 de 1 Corintios, el capítulo del amor.

–Esto es bueno; dámelo. No lo quememos – dijo nuevamente el ladrón.

De otro leyó una parte del Sermón del Monte, de otro la parábola de El Buen Sembrador, y de otro la parábola del Hijo Pródigo; en cada caso con igual resultado. Por fin no quedó por leer algo de ningún libro y ninguno había sido quemado.   El colportor pudo continuar su viaje; pero sin sus libros.

  1. Conocer la Biblia no es suficiente aunque nos ayuda.

Todos estamos conscientes de dos cosas basados en Efesios 6:12, que  nosotros los cristianos  enfrentamos todos los días  una lucha espiritualun enemigo común. Pero no debemos olvidar que jamás ganaremos la lucha si no estamos unidos.  Jesús cuando fue tentado en el desierto por Satanás, lo enfrentó con la Palabra. De esta realidad, surge la necesidad e  importancia de conocer la Palabra de Dios para hacer uso de esta cuando fuere necesario. Cuando aplicamos la Palabra,  sea esta recitada, orada, o cantada; resistimos al diablo y este huye  de nosotros.

                a. Historia de la Biblia

 

Es una colección de antiguos escritos, compuesta de 66 libros separados, escritos a lo largo de aproximadamente 1.600 años, por al menos 40 autores diferentes. El Antiguo Testamento contiene 39 libros escritos aproximadamente entre el 1500 y el 400 a.C., y el Nuevo Testamento contiene 27 libros escritos aproximadamente entre el 40 y el 90 d.C. El Antiguo Testamento original fue escrito principalmente en hebreo, con algún arameo, mientras que el Nuevo Testamento original fue escrito en griego Koiné, común.
Desde el 250 a.C., la Biblia hebrea fue traducida al griego por expertos judíos en Alejandría, Egipto. Esta traducción fue conocida como la Septuaginta“, 70 (probablemente 72) hombres formaron el equipo de traducción. Fue durante este proceso que el orden de los libros fue cambiado al orden canónico que tenemos en la Biblia actual: Históricos (Génesis – Ester), poéticos (Job – Cantar de los Cantares), y proféticos (Isaías – Malaquías). 2

 

1.- ¿Cuántas palabras tiene la Biblia? La Biblia posee 773.746 palabras (Versión inglesa King James).

 

2.- ¿Cuántos capítulos tiene la Biblia? La Biblia cuenta con 1.189 capítulos.

 

3.- ¿Cuál versículo ocupa exactamente el centro de la Biblia? El Salmo 118:8 (“Mejor es confiar en Jehová que confiar en el hombre.”).

 

4.- ¿Cuál es el capítulo más corto de la Biblia? El Salmo 117, con sólo 2 versículos.

 

5.- ¿Cuál es el capítulo más largo? El Salmo 119, con 176 versículos.

 

6.- ¿Cuántos versículos tiene la Biblia? La Biblia posee 31.102 versículos.

 

  1. ¿Cuál es el versículo más extenso de la Biblia? Ester 8:9.

 

  1. ¿Cuál es el versículo más corto de la Biblia? Juan 11:35.

 

  1. ¿Cuándo se canonizó la Biblia?

El Nuevo Testamento entero como nosotros lo conocemos hoy, se canonizó antes del año 375 d. C. El Antiguo Testamento se había canonizado mucho tiempo antes del advenimiento de Cristo.

 

  1. ¿Cuándo se imprimió la Biblia?

La Biblia fue impresa en 1454 d. C. ¡La Biblia fue el primer libro alguna vez impreso!

 

                b. Maneras de conocer la Biblia

 

  • Escuchándola (5:42, Ro. 10:17) “La fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios”  Para percibirla se debe escuchar con atención.

 

  • Leyéndola ( 17:19, Apo. 1:3) ¿Por qué hemos dejado de leer la Biblia?  Para

conocerla se debe leer con disciplina.

  • Estudiándola ( 7:10. Hch. 17:11; Jn. 5:39, Sal. 27:4) ¿Cómo estudiar la Palabra Prov. 2:4?  Observarla ¿Qué dice? , interpretarla ¿Qué significa? y aplicarla ¿Qué debo hacer? Para disfrutarla se debe estudiar con humildad.
  • c. De la actitud hacia la Biblia depende el conocimiento.

# Fe: Asumir y aceptar la inspiración y la autoridad de las Escrituras.

                       # Interés: se requiere de un estudio paciente e incansable  (2 Ti. 2:15).

                        # Devoción: es Dios el que ilumina espiritualmente en el momento del estudio y nos hace entender por el Espíritu Santo su Palabra escrita y la revelación natural.

                        #  Humildad: Reconocer que hay limitaciones porque somos humanos

Heb. 5:12 dice: “Porque debiendo ser ya maestro, tenéis necesidad de que se os vuelva a enseñar cuáles son los primeros rudimentos de la Palabra de Dios”.  La falta de conocimiento de Dios nos lleva a alejarnos de él, a sentir menos deseos por las cosas espirituales, y otras cosas comienzan a inquietar nuestra vida hasta enfriar la  relación con Dios.

La falta de conocimiento de Dios (Oseas 4:1-2, 6) es el primer pecado que conduce al resto de los pecados: orgullo, (5:5), idolatría (4:17), inmoralidad (4:13).  Esto se da cuando dejamos de conocer a Dios, implica: apartarse, olvidarse, y descuidarse de la relación con él (4:1,6). La queja de Oseas ya se había escuchado en (2 Cron. 15:3; Jer. 4:22; Isa.5:13).

               Aplicación: Esto tiene gran aplicación en nuestros días porque es muy común y real, ya que la sociedad postmoderna nos esta alejando de la Biblia y de Dios. Algo debemos hacer para detener esta avalancha maligna.  Este pecado, de no estar conociendo a Dios por medio de la Biblia no está siendo confesado y que la Iglesia necesita confesar.

  1. Obedecer la Biblia  es lo que nos hace mejores cristianos.

 

No es suficiente con oír, leer y estudiar la Biblia, es necesario obedecerla, en otras palabras, vivirla.  No olvide lo que dice Santiago, Dios quiere que no seamos solamente oidores de la Palabra, la cual puede que la guardemos en la memoria temporal y aun en la parmente, pero Dios se agrada cuando la obedecemos  cada día “la ponemos por obra” “encarnarla”.

No es suficiente tener un conocimiento intelectual de la Biblia o de Dios, sino con la profundidad, entendimiento, sometimiento que una persona tiene hacia esa verdad y la manera cómo actúa  en determinada situación al  aplicarla de tal modo que Dios es honrado, se hace justicia el texto sagrado, y hay congruencia con lo que se es, hijos de Dios, la vocación a la que hemos sido llamados, cumplir la misión de Jesús. Dice Kenneth Gangel y James Wilhoit en el libro “The Christian´s Handbook on Adult Education” “Sin la autoridad de las Escrituras, el protestantismo puede pronto venir a ser solo un eco de una sociedad decadente”.

                a. Proceso de asimilación

 

Hay tres niveles de percepción: *Los que están hambrientos y sedientos por oír y aprender la Palabra. * Los que aprenden solo si se les exige. *Los que no se esfuerzan ni tienen interés por oír, leer y menos estudiar la Biblia.

  • Meditándola–  (Sal. 1:1-3) ¿Qué debo hacer ante la palabra que me enseña?   La meditación es la reflexión devocional con el intento de entender y aplicar la Palabra de Dios a uno mismo. Para entenderla se debe meditar de corazón.
  • Memorizándola   ¿Con qué limpiará el joven de su camino? Con guardar tu palabra.” “En mi Corazón he guardado tus dichos, para no pecar contra ti” (Salmo 119:9, 11, Col. 3:16, Sal. 40:8). Para recordarla hay que memorizarla.

Ilustrar: Después de 24 horas, podrías exactamente recordar:

el 5% de lo que oíste

el 15% de lo que leíste

el 35% de lo que estudiaste

Pero puedes recordar el 100% de lo que aprendiste de memoria.

  • Aplicándola. Para enseñarla antes debe aplicarla así mismo (Sal. 27:4). (Stg. 1:22).  Esta es la parte que hace mucha falta en estos días, aplicarla y enseñarla.  Aquí está el vacio, la gran necesidad que la iglesia debe llenar.
  • b.Resultados por obedecer la Palabra  (Sal. 19:7-10, Heb. 4:14-16, 5:11-16)

# Salmo 19:7-10…convierte el alma, alegran el corazón, alumbran los ojos.

# Heb. 4:12…penetra hasta el alma  y discierne los pensamientos y las intenciones del corazón.

#  Heb. 5:11-14  El alimentarse de la Palabra y obedecerla resulta en una relación adulta con Dios y madurez espiritual.

 

Dwinght Pentecost destaca los contrastes que hay entre madurez y la falta de esta. El contraste más fundamental está entre un hombre que continua siendo bebé (v.13) y los que ya han alcanzado la edad madura (v.14) y entre los que necesitan leche y los que subsisten con alimento sólido (v.12). [1]

Según Pentecost: La importancia no está solo en conocer la Palabra sino en la profundidad, entendimiento, sometimiento que una persona tiene hacia esta verdad y la manera cómo se actúa  en determinada situación al saberla aplicar de tal modo que honre a Dios, haga justicia el texto sagrado, y haya congruencia con la identidad cristiana, la vocación de la iglesia y la misión de Jesús.  2 Ti. 2:15: “Usa bien la Palabra de verdad”.

Conclusión

Años más tarde se encontró con el ladrón otra vez, pero ahora convertido en un ministro ordenado. Los libros habían hecho la transformación.   La cosecha de la Biblia es la cosecha de vidas cambiadas en todas partes del mundo.

 

La Biblia es la principal fuente de teología y compromiso educacional de la iglesia.  Es el código de valores que mide el crecimiento, comportamiento, y el nivel espiritual del cristiano que testifica de nuestro desarrollo en Cristo.

La formación espiritual de cada hijo de Dios debe estar centrada, enfocada, guiada, respaldada, soportada y monitoreada por la Biblia.  Una iglesia, un pastor y un cristiano sin Biblia no son una iglesia, un pastor y un cristiano del Señor.  Es por ello que la gran responsabilidad de un pastor, de una iglesia y de un cristiano es conocer la Biblia, obedecerla y enseñarla.

¿Acepta el reto hoy de comenzar a escudriñar, investigar, memorizar, aplicar, obedecer, respetar y compartir la Palabra de Dios como un estilo de vida: diaria y disciplinadamente?

        [1] J. Dwinght Pentecost, Marchando hacia la madurez espiritual, Gran Rapids, MI Oustreach Publications: 1985). 354.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s